El contrato de la ORA en Alcoy caduca en el mes de Agosto y, antes de decidir, si se prorroga dos años, puesto que el contrato prevé esta posibilidad, el Gobierno decidió consultar a los comerciales, principales valedores en su momento del servicio para mejorar la rotación de los vehículos en determinadas zonas de la ciudad. La reunión celebrada el pasado Lunes, 07 de Mayo, entre la concejala de Comercio, Vanessa Moltó, el concejal de Movilidad, Jordi Martínez, y las diferentes asociaciones comerciales sirvió para conocer la opinión de este sector, que trasladó que, tal como estaba actualmente el contrato, no cumplía con sus necesidades.

La prórroga del contrato de la ORA suponía continuar con las condiciones actuales, por lo que el Gobierno ha decidido no renovar y, en Septiembre (puesto que en Agosto no se paga nunca la ORA) ya no habrá ORA y, por lo tanto, no costará dinero aparcar en la calle. El Gobierno considera que el motivo por el cual se contrató el servicio de la ORA, buscando una mayor rotación de vehículos en zonas comerciales, no es efectivo y ha perdido su utilidad. Los aparcamientos son ocupados por vehículos que no tienen rotación y muchos vecinos de la zona ORA se ven perjudicados porque tienen que pagar para estacionar en las calles de su barrio.

Hay que recordar que el servicio de la ORA no suponía más que el ingreso de un Canon de 20.000 euros al Ayuntamiento del total del dinero que recaudaba la empresa, por lo que el servicio, que muchos ciudadanos consideraban recaudatorio, realmente no repercutía significativamente en las arcas públicas. Este servicio fue contratado en Agosto del año 2010 por un total de 8 años, con una prórroga de dos más, por el gobierno del Partido Popular.

En la consulta a los comerciantes, las asociaciones trasladaron su acuerdo con la decisión de eliminar la ORA aunque pensaban que había que buscar alternativas al actual sistema. El edil de Movilidad, Jordi Martínez, destaca que estamos trabajando mucho el tema de Smart City en la ciudad, por lo que pensamos que este aspecto es mejor englobarlo dentro de esta estrategia global de mejorar la movilidad sostenible y de implementar nuevas tecnologías que faciliten la vida de las personas que seguir con modelos que ya no son adecuados al tiempo que vivimos.

Por otro lado, el Gobierno también se ha mostrado sorprendido por la petición por parte de Compromís el Jueves 10 de Mayo, relacionada con el servicio ORA para que se actualice o se cancele. El Gobierno destaca que la petición llegaba un poco tarde, puesto que el portavoz de Compromís ya era conocedor de la reunión con los comerciales del Lunes y del acuerdo sobre la no renovación. Sin embargo, siempre es positivo que Compromís comparta el punto de vista de comerciantes y Gobierno, aclara Martínez.

Al mismo tiempo, el Gobierno también recuerda que es importante que todos los partidos apliquen el diálogo y la participación con los diferentes colectivos de la sociedad antes de hacer propuestas, hecho que siempre demandan al resto pero que después no se aplican a sí mismo, puesto que los protagonistas en este caso son los vecinos y los comerciantes de Alcoy.