Una medida para reforzar la seguridad sanitaria de los usuarios y contribuir a frenar la caída de pasajeros por posible temor al contagio.

El Partido Popular solicitó en el pasado pleno municipal, que el Ayuntamiento de Alcoy instale nuevas equipaciones en los vehículos de la flota municipal de autobuses urbanos para dispensar gel hidroalcohólico a los usuarios del servicio.

La prevención frente a la pandemia del Covid-19 en el servicio de transporte urbano ha sido uno de los principales objetivos del Ayuntamiento de Alcoy durante la grave situación sanitaria provocada por la pandemia.

Desde el mes de Marzo la empresa concesionaria del servicio de transporte urbano intensificó la limpieza y desinfección de los vehículos, a los cuales dotó de mamparas de protección para los conductores. Además, implantó la tarjeta bancaria y los bonos como únicas formas de pago para evitar que el contacto con dinero en efectivo pudiera provocar contagios.

“Las medidas puestas en marcha en nuestro servicio municipal de autobuses, se  han complementado en otros municipios con la instalación de dispensadores de gel hidroalcohólico para reforzar la seguridad sanitaria de los usuarios, ofrecer las máximas garantías y frenar la caída de pasajeros por posible temor al contagio.” ha manifestado el concejal popular Kiko Cantó quien añade que “es una lástima que esta iniciativa no esté ya en funcionamiento”.