Juan Serrano seguirá como presidente del Club Deportivo Alcoyano. El Consejo de Administración ratificó a Serrano en el cargo y volverá a estar en el palco.  Su ratificación era más que probable por la gestión que el Alcoyano está teniendo bajo su mandato.

Al margen de lo deportivo las cuentas del club son muy buenas y no genera una excesiva deuda que pueda preocupar o que tenga que derivar en la venta del club.

El club ya piensa en la próxima temporada y el primer paso, es la contratación del nuevo entrenador, encima de la mesa, primero de la lista está Vicente Mir, con el técnico se reunirán en breve para exponerle los detalles del contrato y del proyecto para la próxima temporada. En ningún caso el Alcoyano se hipotecará para firmar al técnico, si no está conforme con su sueldo, la negociación se romperá. Si la opción de  Vicente Mir fracasa, el club tiene dos entrenadores en la recámara para poder reaccionar con garantías.

Una vez que el conjunto alcoyanista tenga nuevo técnico, el siguiente paso será la contratación de la plantilla. Muchos de los jugadores de la plantilla de la temporada pasada esperan con los ojos cerrados la llamada del Alcoyano. Todo dependerá del entrenador si son más o menos los jugadores con los que cuente para la próxima campaña.