Una tromba de agua caída a primera hora de la tarde de este Martes inundó la rotonda del Collao de Alcoy, acabada de estrenar. La intensa precipitación anegó la infraestructura viaria y arrastró tierras a las calles colindantes, ante el estupor de los vecinos. La rotonda del Collao, situada en el acceso a Alcoy desde la carretera de Banyeres, fue estrenada la misma semana de las Fiestas de Moros y Cristianos de nuestra ciudad, y como se pudo comprobar, no ha superado la prueba de la lluvia. Y es que una fuerte tromba inundó los viales y arrastró tierras, lo que obligó a un grupo de operarios a trabajar para despejar la calzada.

El concejal de Obras, Jordi Martínez, argumentó que la obra todavía no está recepcionada, y que falta por habilitar algunos imbornales. “Antes el agua acababa en la parte final de la calle Oliver, y ahora se ha repartido por la rotonda. La tierra, además, es de las mismas isletas que se acaban de construir”. El Ayuntamiento confía en que las actuaciones pendientes sirvan para subsanar el problema.