El acondicionamiento de las instalaciones en la Plaça Les Xiques para convertirlas en la segunda Comisaría del Cuerpo Nacional de Policía se encuentran en la recta final y las previsiones del Gobierno Municipal apuntan a que en el mes de Junio podrían estar ya prestando servicio. Las obras de acondicionamiento han corrido a cargo del Ayuntamiento, con una inversión de unos 50.000 euros, y desde el Ministerio se han encargado de diferentes cuestiones relativas a la seguridad, como la instalación de cámaras de vigilancia.

El alcalde, Toni Francés, explicó que se está a la espera de que a finales de este mes llegue el mobiliario y confía en que en Junio esté todo a punto y pueda abrir sus puertas.

Recordar que estas segundas dependencias se sumarán a las que el Cuerpo Nacional de Policía tiene en la calle Perú y estarán destinadas a gestiones administrativas, así como a todo lo relacionado con la obtención y renovación del DNI y pasaportes, a la vez que mejorará la seguridad en la zona.