Los canes de la Unidad Canina de la Policía Local de Cocentaina, formada por dos policías y dos perras adiestradas, ha detectado un total de 229 aprehensiones de droga en la población entre el periodo comprendido entre Septiembre de 2019 y Agosto de 2020.

A pesar de que la Unidad estuvo paralizada durante los primeros meses de la pandemia, y a pesar de no haberse celebrado las fiestas patronales, los canes han detectado más del doble de sustancias respecto al anterior periodo anual donde se intervinieron un total de 123 actas de droga. De las 229 actas de droga, 106 de ellas los canes las han detectado directamente sobre la persona denunciada o pertenencias, y las restantes, 123, han sido mayormente detectadas en los parques públicos de la localidad, consideradas como actas sin autor conocido, se trata de sustancias que los consumidores ocultan en lugar cercano donde se encuentran para no ser denunciados.

Las sustancias más intervenidas son dósis marihuana y de hachis, seguida de la cocaína y pastillas de éxtasis. No han sido detectadas dosis de heroína o drogas sintéticas como el speed, aunque los canes son capaces de detectarlos.

La Unidad Canina está formada por dos guías caninos acreditados por el Instituto Valenciano de Seguridad Publica y Emergencias, con los niveles básico y avanzado. Poseen también la acreditación como Guía Canino por el Instituto de Emergencias y Seguridad Pública de Andalucía (IESPA). Las canes, Dana y Mona, ambas de raza Pastor Alemán, están acreditadas como perras de trabajo con el sistema de Marcaje Lapa, sistema no invasivo que permite al can de forma clara señalar el lugar exacto donde se encuentra la sustancia sin causar ningún tipo de daños sobre la persona y/o objeto. Así mismo también han realizado diversos cursos/jornadas por todo el territorio nacional, tales como Benidorm, Villajoyosa, La Nucia, Huesca, Cornellá, Cieza, Almendralejo…

La Unidad Canina se creó en Junio del 2018, momento en que se adquirieron las canes con pocos meses de edad y que se asignaron a los guías, quienes fueron los encargados de su cuidado y mantenimiento así como de su adiestramiento para poder ejercer su labor en vía pública. A fecha de Enero del 2021, y desde su creación, las canes han detectado cerca de 500 sustancias prohibidas, y de forma notoria, se ha apreciado un fuerte descenso de consumo en diversas zonas públicas de la localidad.

Las Unidades Caninas en las Policías Locales son una herramienta fundamental para erradicar el consumo de drogas en vía pública, su poder disuasorio y su efectividad dan al ciudadano una sensación de seguridad y tranquilidad.