Artículo de opinión de Begoña Ortega, ex-afiliada de Ciudadanos de Alcoy.

De Madrid, en un papel, sin membretes, sin firmar, al más puro estilo de la mafia dando instrucciones de quienes eran los elegidos. Esa es la forma de proceder de un partido que no escucha las decisiones de sus bases que no da audiencia a sus miembros. Con espanto y también desde Madrid no doy crédito a las noticias que me llegan de Alcoy. Alguien con absoluto desprecio y desconocimiento de mi querida ciudad ha borrado de un plumazo a José Miguel Antolí.

Él, era la persona en la cual la agrupación de Ciudadanos había depositado la ilusión por un proyecto iniciado hacía ya unos años por un grupo de personas, al cual se habían incorporado un buen número de miembros. Personas con gran variedad de perfiles y profundamente conocedoras de la realidad de Alcoy ya que estaba compuesta por personas de procedencia diversa del mundo empresarial, sindical, de asociacionismo vecinal, de la administración etc.

Era un proyecto en el cual había depositado mi ilusión y esfuerzo como muchos otros con el objeto de dar un cambio a nuestro querido Alcoy, que como bien sabemos no pasa por sus mejores momentos, eso respiro cuando vuelvo y veo un Alcoy gris, triste. Era un equipo ilusionado e ilusionante liderado por Antolí, con un proyecto brillante y de futuro. Con gente nueva y gente con experiencia, como era todo el equipo existente, agrupado en torno a Jorge Sedano (Felipe, Rubén, Jorge Canto, Rafa y tantos que pido perdón por no nombrarlos a todos) Todo ello despreciado y barrido por alguien en Madrid.

El presente de Ciudadanos ha recaído en una persona que bien conozco ya que sufrí hace años en mis carnes. Persona despótica y de malas formas, el tipo de persona que no acepta los puntos de vista diferentes. Persona a la que no le tiembla la mano en borrar, eliminar a aquellas personas que no le son serviles. No es que me enorgullezca decirlo pero a en su momento avise del calado moral de dicha Reina. Los alcoyanos el domingo darán su veredicto y si es el que yo creo. Me pondré al frente para pedir la dimisión de la elegida y de la persona o grupo de sabios de Madrid que tanto daño ha provocado a mi querida Ciudad Alcoy. Albert deberá pedir la dimisión o cesar a la persona o personas que han provocado tanto dolor y han truncado tantas ilusiones.

Begoña Ortega

Ex-afiliada de Ciudadanos Alcoy