Un incendio forestal ha sembrado la alarma a primera hora de esta tarde en el término municipal de Balones, en plena Vall de Seta. El fuego, que podría estar originado por un rayo, ha arrasado 500 metros cuadrados de matorrales y pimpollos. La rápida intervención de los medios de extinción ha evitado que las llamas se propagasen por el monte y que los daños fuesen de mayor envergadura. Hasta el lugar de los hechos han acudido tres vehículos del Parque Intercomarcal de Bomberos de La Montaña de Cocentaina, así como dos brigadas de bomberos forestales.