Una mujer se rompió durante la mañana de ayer una pierna mientras buscaba “bolets” por la zona del río, concretamente en la pedanía murera de Benàmer.

La joven de 33 años, y enfermera de profesión, se encontraba en un enclave próximo al río Serpis cuando cayó y se fracturó una de las extremidades inferiores. Al observar que no podía caminar por la gravedad de las lesiones, la mujer llamó a los servicios de emergencias y la Policía Local requirió la presencia de los Bomberos, dado que se encontraba alejada del casco urbano y en una zona de difícil acceso.

Hasta el lugar de los hechos se desplazaron tres dotaciones del parque comarcal La Montaña de Cocentaina, cuyos efectivos finalmente pudieron llegar hasta la víctima con dos vehículos todoterreno. En un primer momento consideraron que era necesaria la presencia del helicóptero de rescate, pero finalmente se descartó dicha opción al constatar que podían trasladar a la joven con medios terrestres.

Los bomberos llevaron a la accidentada en camilla hasta el lugar en el que se encontraba la ambulancia, cuyos responsables la trasladaron hasta el Hospital Virgen de los Lirios de Alcoy para valorar las lesiones, consistentes, en una posible rotura de tibia y peroné.