​La Calle El Camí de Alcoy fue escenario a última hora de la tarde de ayer de un susto monumental. Una mujer y su bebé resultaron heridas, afortunadamente de carácter leve, al desprenderse una losa de la fachada de una casa situada a la altura del número 40.

La mujer transitaba con su hija, una niña de seis meses, en el carro, cuando una losa situada a la altura del primer piso se vino abajo, sin que las llegara a alcanzar de lleno. Aún así, y de acuerdo con la información facilitada, les provocó rasguños a la bebé en un brazo y a la madre en una pierna.

Hasta el lugar de los hechos se desplazaron numerosos efectivos de la Comisaría y la Policía Local, y una ambulancia que trasladó a las heridas al Hospital Virgen de los Lirios. También los bomberos, que comprobaron la seguridad de la fachada.