image

Esta mañana sobre las 08.30 horas,  un buitre desorientado que llevaba más de un día posado en el tejado de las viviendas de la Font Dolça, se ha dejado caer hasta la calle.
El buitre se ha quedado en la esquina de la calle Mestre Faus,  desde donde los vecinos han avisado a responsables del proyecto Canyet para que lo recogieron.