La Policía Local de Alcoy precintó ayer un local al inicio de la calle San Francisco. Los vecinos del centro histórico de Alcoy dieron el aviso de que alguien había accedido al interior. Cuando estos llegaron al lugar de los hechos, el edificio se encontraba ya vacío. Actualmente dicho recinto se encuentra sin ocupar y en proceso de obras, pero la puerta principal está rota y, según la policía, accedieron para intentar robar material de obra.

Ahora los agentes realizarán un informe de la actuación, que tuvo lugar durante la mañana del Lunes 01 de Octubre.