Los terrenos situados a espaldas del parque del Romeral de Alcoy fueron escenario de nuevos casos de envenenamiento tanto de perros como de distintos animales salvajes. El concejal de Guanyar, Cristian Santiago, denunció que se tiene constancia de la muerte de dos perros, motivo por el que reclama al gobierno local que tome las medidas de urgencia necesarias, que no se escatimen recursos y que se rastree la zona para evitar que puedan morir más animales. Además exige una investigación para hallar a los responsables.